Debemos cultivar la cultura del cuidado y la protección

0
164

Llegó  el verano para la familia, pero en condiciones especiales. Convivir con la Covid19, implica que no abandonemos una cultura de cuidado y desinfección en casa y lugares de esparcimiento.

Usuarios de las redes muestran cómo muchos son rigurosos en el cumplimiento de lo indicado por cada fase, pero otros ya cometen violaciones, sobre todo en la capital, centro de la epidemia en el país.

Cuba vive la etapa pos Covid19.  Pero eso ya no es noticia para ud. Cuando esta semana se cumplan cuatro meses de la detección de los primeros casos con el virus, los cubanos habrán comenzado a retomar el curso normal de sus vidas, aunque nada sea normal después de la pandemia de este 2020.

Hoy, en pleno verano, comparto datos que son parte ya de la historia de esta pequeña nación en su lucha contra el SARS COV2: ningún niño o niña ni embarazada ha muerto por la enfermedad, ningún médico o personal de enfermería, ningún paciente dado de alta en Cuba se ha vuelto a contagiar. Muchos temen a que la alegría por el período de pospandemia, esta nueva libertad después del confinamiento, nos empuje al rebrote de forma acelerada si no se actúa con mesurada conducta. Y no dejan de tener razón.ç

Los riesgos existen. Lo han confirmado el ministro de salud pública y el doctor Durán: asegurar que no habrá transmisión es un error. A partir de ahora, las cifras de cada jornada ratificarán que gana quien se proteja de forma rigurosa, quien evite la exposición consciente a las aglomeraciones y quien mantenga la fórmula, tantas veces explicada, de la desinfección.

Pero no basta, puede apuntar usted. Y tampoco le falta razón. Muchos podemos ser arrastrados por la negligencia de algunos, incluido los menores o el personal de salud que ha protagonizado la batalla más crucial desde sus puestos de trabajo. Hace algunos días, el presidente cubano insistía en que cada vez que cometemos un error o cuando no se siguen con rigor algunas de las indicaciones y protocolos que están planteados, surgen nuevos casos y una trasmisión local, que implica más seguimiento en determinadas situaciones, subrayó.

El mandatario además destacó los recientes estudios que revelan que el virus está teniendo nuevas cepas, más infecciosas. Por tal razón, por los meses de tensiones ante posibles rebrotes que no se descartan, la estrategia escalonada de recuperación en Cuba tiene como objetivo esencial reforzar las pesquisas, las tomas de muestras de PCR en fronteras y en cada uno de los centros que se determinarán para la atención a sospechosos y casos confirmados, y la cuarentena obligatoria para los viajeros cubanos e inmigrantes. No será fácil la contención a partir de este momento, porque no ha sido fácil para ninguna de las naciones afectadas, muchas de las cuales viven nuevas olas de contagios.

Ya pasaron los primeros días de muchísimos temores y ansiedades para todos. Pero no debemos dejar de avizorar el peligro. Con los nuevos servicios, ya algunos usuarios de las redes publican imágenes de ómnibus abarrotados y personas sin nasobuco en la 1ra fase.

Claro, somos conscientes de la situación del transporte ahora y antes de la pandemia. Pero tratar de mantener la distancia debe ser un axioma cotidiano en la nueva normalidad. El intenso calor, los días de playa y de piscina, la recreación, la familia debe seguir apostando por el cuidado y la protección de los suyos, de los grupos mas vulnerables.  En este verano, el coronavirus, tendrá que ser desde todas las fases planteadas, una prioridad en la cultura sanitaria de la población y un tema que seguir con atención cada día, cada mañana. Síganos en ComentarCuba… Su criterio nos interesa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

catorce + nueve =