2 agosto, 2021

BLOQUEO, LEASE FASCISMO

En la historia de las relaciones internacionales un hecho ocurrido en una determinada época tiene, absolutamente, una visión,  simbolismo o práctica aun años después. Así, en nuevas condiciones es posible un tema recurrente como en  el caso de Cuba, si de sanciones y resistencia se trata.

¿Algún presidente USA reeditaría ese gesto?

En la historia de las relaciones internacionales un hecho ocurrido en una determinada época tiene, absolutamente, una visión,  simbolismo o práctica aun años después. Así, en nuevas condiciones es posible un tema recurrente como en  el caso de Cuba, si de sanciones y resistencia se trata.

Esta idea prendió una chispa de motivación para escribir algunas líneas sobre el significado del diploma enviado por el Presidente de Estados Unidos Franklin D. Roosevelt a la resistencia de los hijos de Leningrado ante el prolongado bloqueo de las fascistas alemanes, causantes de cientos de miles de muertes de personas por el hambre y las enfermedades durante la Segunda Guerra Mundial. Los avezados en política saben que la verdaderas intenciones están ocultas.

Queda bien clara la lección impartida por los fascistas con el bloqueo a Leningrado y su objetivo supremo de rendir por hambre a un pueblo que defendió hasta con la vida su dignidad y soberanía.

Leningrado, el espíritu de los pueblos de la URSS

El texto del diploma, firmado por el Presidente Franklin D, Roosevelt dice: “A nombre del pueblo de los EEUU  de América concedo este diploma a la ciudad de Leningrado en honor de sus gloriosos combatientes y sus fieles hombres, mujeres y niños, quienes al ser separados por el agresor del resto de su pueblo y a pesar de los incesantes bombardeos e indecibles sufrimientos que padecieron a causa del hambre, el frio y las enfermedades defendieron con éxito su amada ciudad en un periodo crítico que duró desde  el 8 septiembre de 1941 al 18 de enero de 1943, un  símbolo del intrépido espíritu de los pueblos de la URSS”.

En este documento, que pareciera un gesto de reconocimiento a quienes sufrieron un férreo bloqueo en Leningrado, sirvió de aprendizaje del peor acto de genocidio durante la Segunda Guerra Mundial al asesinar y pretender rendir por hambre a todo un pueblo…Esa imagen de una madre, recogiendo del suelo las pequeñas migajas  ya exiguas de un panecillo, dejadas por  su pequeño niño, son imborrables.

Pero un vistazo a la historia nos recuerda también al capitalismo  salvaje  importado de Inglaterra  y experimentado ya por EEUU en el bloqueo naval a Cuba en 1898. También está presente el genocidio contra la flota española, cuando trató de salir de  Santiago de Cuba, un antecedente que despertó su predilección  por esta forma de agresión. ¿Y la voladura del Maine en la bahía de la Habana? Falsas mentiras igual que las de ahora multiplicadas a través  de los modernos medios de comunicación existentes.

Cierto es que  los leningradenses resistieron un bloqueo de 900 días y no entregaron su cuidad. Las pérdidas fueron mayores que las sufridas por EEUU durante su participación en toda la guerra, a la cual por cierto se incorporaron tarde, solo cuando comprendieron el triunfo de la URSS y que iban a perder una jugosa tajada del pastel bélico.

Dos presidentes norteamericanos

La casualidad-causalidad unió tambien en la historia a dos presidentes norteamericanos en esa contienda bélica y en la declaración del bloqueo a Cuba. Se trata de Dwight David Eisenhower, General Supremo  de las Fuerzas Estadounidenses en el desembarco aéreo y naval por Normandía, para más señas  miembro del Partido Republicano.

Con posterioridad, pieza clave en la política de Washington al aprobar cual Presidente el documento titulado «Un programa de acción encubierta contra el régimen de Castro», el 17 de marzo de 1960, que establecía como política oficial de su gobierno diversas acciones encubiertas con el objetivo de derrocar a la joven Revolución cubana.

Por su parte, Franklin D. Roosevelt, Miembro del Partido Demócrata, fue un político y abogado que ganó cuatro elecciones presidenciales consecutivas, ejerció hasta su muerte en 1945. Se convirtió en una figura central de los acontecimientos mundiales de la primera mitad del siglo XX y en el Presidente,  que más tiempo ha permanecido en el cargo en su país.

Como se evidencia por sus acciones, una pieza clave en los cambios y fortalecimiento del gran capital. Ambos, demócratas y republicanos aprendieron pronto lo importante el arma del bloqueo para tratar de rendir por hambre a todo un pueblo.

Consecuencias hasta hoy de Bretton Woods

Estados Unidos usó su poder económico, militar y los organismos financieros nacidos del acuerdo de Bretton Woods, después de la Segunda Guerra Mundial. Una ocasión única por la debilidad de la mayoría de los países y con el pretexto del avance de los comunistas, sancionar entonces a los estados que no se alinearan a sus planes económicos y estratégicos de dominación.

Actualmente, añade nuevas excusas para aplicar sanciones por la violación a los derechos humanos y el terrorismo, en países de América Latina y El Caribe. Se ha comprobado por documentos desclasificados que el propio Gobierno de EEUU ha alentado, financiado y protegido a regímenes dictatoriales en América Latina…

Tampoco han escapado a esas acciones el Medio Oriente, África y Asia, sin contar las invasiones y golpes de estados  en busca del control y la subordinación.

Cuba, trabajo y solidaridad

Si usted analiza el bloqueo fascista contra el pueblo  de Leningrado encontrará en el bloqueo contra Cuba el mismo objetivo fascista de rendir por hambre a un pueblo, mucho más significativo en momentos graves de la pandemia de la Covid 19.

En aquel momento, los agresores alemanes pensaron solo en el poder de las armas e igual ha hecho  EEUU con su fuerza militar, su bloqueo y su guerra psicológica  y no en la capacidad de preparación, inteligencia y resistencia de los cubanos.

Cuba ha transitado en 63 años por una exitosa revolución humanista, fundamentada en la solidaridad, la unidad, la continuidad, la espiritualidad y el patriotismo de su pueblo, factores que han demostrado de qué lado están la verdad y la justicia.

 

 

3 pensamientos sobre “BLOQUEO, LEASE FASCISMO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *