Menú

La solución para no importar alimentos,organización y autoabastecimiento

La solución para no importar alimentos,organización y autoabastecimiento

Estamos los cubanos convocados a producir más a nivel nacional, sobre todo para el autoabastecimiento de alimentos, con el objetivo de reducir las altas cifras de importaciones que se realizan cada año y también para que no existan los continuados baches en la comercialización de productos de primera necesidad. Es la voluntad del gobierno, es una prioridad y en muchos lugares se comienzan a buscar alternativas locales. Un empeño que lleva una cuota de esfuerzo, de alta sensibilidad frente a las limitaciones actuales. Complejo ante las carencias de materias primas, esas de muchas veces definen una mayor produccion, con eficiencia y calidad. Hacer palpables las muy comentadas reservas que existen en la economía.

Pero en este espacio para el debate y la reflexión, también hablamos de la convocatoria al buen uso de los recursos de los que disponen las empresas estatales, cooperativas, e instituciones presupuestadas. Los asignados y los que se obtienen a base del trabajo colectivo. En esos entornos, llamados a producir más, también hace falta una infraestructura que acoja esas demandas.

Y me refiero a que luego de una campaña de cultivo y cosecha en la agricultura no queden los productos en el campo a la espera de la recogida, que su viaje a la industria o mini industria sea expedito, que las producciones pactadas con los campesinos se cumplan y tengan un destino garantizado.

Condiciones logísticas de transportacion y almacenamiento son esenciales. Lamentablemente todavía hoy con las limitaciones conocidas, en las afueras de algunos centros comerciales permanecen por días parles con productos de importacion, que a la larga pierden calidad, son objeto de robo, y definitivamente no todos llegan a manos de los consumidores.Mercancías que en ocasiones carecen de espacio en los pequeños almacenes de muchas tiendas, y cuestan millones para llegar al país.

No se puede perder el esfuerzo de los trabajadores y dinero cuando temas de organización y de planificacion echan por tierra la voluntad del gobierno de ofrecer mejores condiciones de vida para su población. Porque también esos productos que no llegan a su destino y no se comercializan afecta el salario de los trabajadores.

Una cadena de producción, y comercialización que urge engrasar sus mecanismos porque de lo contrario nos quedaremos en la buena voluntad de producir más y luego no tener donde colocarlo.Y no se trata solo de transporte o almacenes que son importantes, también de eliminar las trabas que persisten, la burocracia a la hora de viabilizar la llegada a la venta de productos, sobre todo del agro.

En momentos en que hablamos de controles y regulaciones necesarias en la venta de alimentos es lamentable escuchar más tendencia a la crítica y menos a la de dar soluciones a estos asuntos. Como ya lo han expresado las máximas autoridades del país NO es tiempo para sentarse a esperar por las importaciones, no es una consigna es una realidad. Hace falta producción nacional pero también respaldo y organización efectiva para ser verdaderamente más eficientes.
Buenas tardes.

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *