Elecciones primarias en EE.UU. en tiempo de coronavirus

0
512

Aunque usted no lo crea, a pesar de la pandemia de Covid-19 que sacude a Estados Unidos, hoy se celebran elecciones primarias en Wisconsin, de cara a las presidenciales de noviembre.

Decisión que no estuvo exenta de polémica y pugilateo en los tribunales que llegó hasta la Corte Suprema de ese país.

¿Qué sucedió y cuáles son las implicaciones?

Mientras que todos los modelos de pronósticos indican que en Estados Unidos lo PEOR está por venir a causa de la Covid-19, incluso se habla de la fecha más crítica para mediados de la próxima semana, cuando pueden morir allí en un solo día unas 3100 personas, el Partido Republicano y el presidente Trump se esfuerzan por dar la mayor sensación de normalidad posible.

Tanto es así que la Corte Suprema de Estados Unidos –dominada por jueces conservadores– ratificó, por apretada votación al final de la tarde de este lunes, que las elecciones primarias en el estado de Wisconsin deben celebrarse hoy y que ningún voto que llegue fuera de esta fecha será válido.  En Wisconsin el gobernador demócrata, Tony Evers, pretendía extender la votación en ausencia, o sea, que el plazo de recepción de las boletas a vuelta de correo se extendiera dos meses.

Para ello, emitió la semana pasada una orden de emergencia que permitía aplazar las primarias al menos hasta junio, pero esto NO sucederá porque los republicanos apelaron a la Corte del Estado y tuvieron su veredicto, a pesar del temor generalizado por la pandemia en esa nación.

El dictamen de la Corte Suprema respalda la decisión del tribunal local y asegura que las personas tendrán que ir a votar hoy a riesgo de su vida, o perderán el derecho a hacerlo. Una decisión sin sentido y donde primaron los intereses políticos, cuando el llamado es a que las personas guarden distanciamiento social y no se aglomeren.

No hay que ser un experto para percatarnos cuánto afectará esto la participación, y por tanto a los demócratas que se debaten entre Joe Biden y Bernie Sanders, porque los republicanos tienen a Donald Trump como su candidato seguro y sin mucha pelea.

Wisconsin es el único estado con elecciones programadas en abril y mientras otros se preparan para votar en las primarias durante mayo o junio, los sucesos de este martes serán observados muy de cerca para detectar indicios de temores en las urnas a causa del nuevo coronavirus. Y habrá que seguir muy de cerca qué pasa en el futuro porque esta decisión de la Corte Suprema sería un precedente para lo que pueda ocurrir en noviembre con las elecciones presidenciales.

¿Qué pasará hoy?

La Guardia Nacional ayudará a administrar los lugares destinados a la votación, sin embargo, muchos sitios permanecerán cerrados porque miles de encargados electorales renunciaron a sus puestos por temor al coronavirus, como es obvio. Los demócratas del estado aseguraron que no movilizarán a los electores para que asistan en persona. Por su parte el Presidente Trump, adivinen, invitó en Twitter a los electores republicanos a votar, y que se “cuidaran”.

Entre tanto Biden sugirió que el Partido Demócrata podría tener que celebrar su convención de nominación por videoconferencia, luego de postergarla de julio a agosto por la Covid-19.  Lo cierto es que ante la pandemia, Trump está todos los días en televisión, mientras sus rivales apenas logran mensajes a través de redes sociales.

El mandatario fortalece su imagen como el “hombre que enfrenta la pandemia”, a pensar de las críticas por la mala respuesta nacional a este problema de salud tan serio, e insiste en que pronto el país tendrá sus negocios abiertos y la economía volverá a funcionar, porque mantener la nación cerrada por demasiado tiempo, podría tener un efecto peor que el virus en sí.

Las cifras de contagiados y muertos desmienten al Presidente, y comienzan a complicarse estados como Nueva Jersey, Luisiana, Michigan e Illinois, lo que sugiere una larga batalla por delante, con dos problemas grandes: la escasez de recursos médicos esenciales, particularmente equipos de protección personal para los médicos y enfermeros y, en segundo lugar, la distribución y cadena de suministros, ineficiente a nivel estatal y local, que tienen colapsado el sistema de salud. Entonces, ¿de qué normalidad hablan Trump y los republicanos? Manténgase informado, porque como siempre le digo, La verdad necesita de nosotros.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here