Menú

Dora Alonso fue escritora antes de saber escribir

Dora Alonso fue escritora antes de saber escribir

“Cuando el hombre llega a las estrellas es también la hora de las raíces”. Dora Alonso

A los noventa años, en marzo de 2001, falleció la destacada escritora cubana Dora Alonso. Su obra, notable y diversa, la disfrutan hoy lectores de distintas edades, en viejas y nuevas ediciones.

Dora fue del tipo de narradores de los llamados naturales. Su formación, en gran parte autodidacta, la preservó admirablemente de vicios o contaminaciones estilísticas.

Ajena a todo rebuscamiento formal o temático, la literatura suya deviene, en primer término, muy cubana, de honda raíz popular, con lejanas resonancias del folclore y la tradición.

“Desde niña pensé que podía, que quería, que iba a ser escritora. Era muy precoz y sumamente receptiva. Inventaba mil imaginerías, soñaba por horas y horas, refugiada bajo la sombra de un árbol, envuelta en una naturaleza casi virginal, cuyos ruidos conforman mi gusto y mi pensamiento. Por eso, fui escritora antes de saber escribir”, reveló en una ocasión la Premio Nacional de Literatura.

El amplio registro expresivo que abarcó Dora, parte del periodismo que ejerció en medios muy diversos y épocas bastante diferentes, y transita por las novelas radiales y televisivas entre las que se destacan Sol de batey y Tierra brava.

Su creación narrativa para niños, ampliamente editada, reeditada y que la convirtió en una autora trimillonaria en cantidad de ejemplares publicados, se resume a cuatro novelas breves, dos libros de memorias, un testimonio, dos libros de cuentos, una singular epístola autobiográfica y varios cuentos publicados aisladamente.

Recibió dos veces el Premio Casa de las Américas y otros reconocimientos tales como la Orden Félix Varela de primer grado y el Premio Mundial de Literatura Infantil “José Martí”.

A 18 años de su deceso, Cuba recuerda a Dora Alonso, quien nunca escribió por encargo ni siguiendo modas imperantes, con la certeza de que su rico legado queda en todos.

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *