Menú

149 años del fusilamiento de Perucho Figueredo

149 años del fusilamiento de Perucho Figueredo

Este sábado se cumplen 149 años del fusilamiento de Perucho Figueredo.  A escasos metros de la Plaza del Himno vivió Pedro Felipe Figueredo Cisneros (Perucho) el bayamés acaudalado e independentista que trascendiera a la historia cubana por la creación literaria de aquella marcha guerrera que devino canto cimero de la patria.

El autor de nuestro himno nacional fue un amante empedernido de las artes; estudió piano, escribía versos y cuentan todavía en Bayamo que en su casa se juntaban -en tertulias- los amigos; allí escenificaban obras teatrales, entonaban melodías diversas y muchas veces hasta la madrugada se podían escuchar los agradables acordes musicales ejecutados de manera excelente por quienes se reunían en el lugar.

En la ciudad natal de Perucho los historiadores relatan que el patricio desbordaba cubanía y que su apego a estas tierras le convirtió en luchador infatigable por la libertad…esas razones convirtieron al también abogado y periodista en enemigo primero de la corona española.

Enfermo de tifus, semi inmóvil, ulcerado en pies y piernas le capturan; lo acusan de infidencia y condenan a pena de muerte.

El Conde de Balmaseda llega a proponerle perdón para la vida si renunciaba a sus principios, no claudica.
Ya ante la muerte inminente solo pide escribir un testamento legal en favor de sus hijos y una carta de despedida a su esposa y a los que siente suyos.
El 17 de agosto de 1870 en Santiago de Cuba le fusilan.

Narra la tradición oral bayamesa que testigos presenciales del hecho vieron como -en esfuerzo sobrehumano dada la gravedad de su salud- Perucho se mantuvo de pie ante el pelotón de fusilamiento.

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *